Pamplona al completo

Se trata de una visita panorámica en su autobús y una visita peatonal al Casco Antiguo.

Sobre una elevada terraza que se alza en medio de una cuenca avenada por el río Arga y rodeada por un amplio circo de montañas, se enclava la ciudad de Pamplona. Su pasado se remonta a la Edad del Hierro, aunque será el general romano Pompeyo quien tras su llegada en el año 75 a.C. la haga entrar en la historia. Pamplona fue capital del Reino de Navarra y tras la conquista y anexión a Castilla pasó a ser un enclave de frontera fuertemente amurallado. El Casco Antiguo todavía conserva el trazado medieval de sus calles. En el siglo XX, gracias a un importante desarrollo urbano, la ciudad se moderniza aunque continúa conservando la mayor parte de las murallas y la ciudadela militar, que hoy en día se han transformado en extensas zonas verdes.

La visita comienza con una PANORÁMICA CON EL AUTOBÚS en la que se recorre la zona moderna de la ciudad: Parque Yamaguchi y Planetario, Zona Hospilalaria, Universidades y Ensanche. Rodeamos también el exterior de la Ciudadela, una fortaleza mandada construir por el rey Felipe II en el s. XVI. Se trata de una gran estructura militar con forma de estrella de cinco puntas, que hoy en día se ha transformado en zona verde.

A lo largo de la visita peatonal hablaremos sobre los tres aspectos principales que han influido en la historia de Pamplona – Iruñea: las murallas defensivas, el Camino de Santiago y los Sanfermines.

Comenzamos el recorrido a pie en la Plaza del Castillo, centro del Casco Antiguo y punto de encuentro habitual de los pamploneses, para después adentrarnos en las calles que conforman el recorrido del encierro, empezando por la Plaza de Toros y continuando por la famosa calle Estafeta. Accedemos a la parte más alta de la ciudad donde se encuentra la Catedral, un edificio gótico del s.XV mandado construir por el rey Carlos III, «el Noble», en el cual llama la atención su gran fachada neoclásica del XVIII.

También nos asomamos a las murallas de la parte norte de la ciudad, en el Baluarte del Redín. De esta forma nos introducimos en la historia antigua de Pamplona, desde su fundación romana sobre un poblado vascón en el año 75 a.C., pasando por su historia como capital del Reino de Navarra, hasta su conquista por los castellanos en 1512.

En el Portal de Francia, antigua puerta en las murallas de la ciudad, vemos la entrada del Camino de Santiago y su recorrido por la Rúa de los Peregrinos. Siguiendo el Camino de Santiago llegamos hasta el Ayuntamiento, con su fachada barroca construida en 1756 y mundialmente conocida porque es aquí desde donde se lanza el famoso chupinazo que da inicio a las fiestas de San Fermín. Allí conoceremos la historia de los tres burgos que conformaron la ciudad en la Edad Media.

Cerca se encuentra la Iglesia de San Saturnino, en la cual se encuentran el patrón y la patrona de la ciudad, que es un bello ejemplo del gótico del s. XIII con una gran capilla barroca dedicada a la Virgen del Camino,

Continuamos el recorrido del Camino por la calle Mayor para visitar la Capilla de San Fermín en la Iglesia de San Lorenzo y finalizar en los jardines de la Taconera.

Más visitas: Pamplona peatonal, Los Sanfermines y el encierro, El Camino de Santiago, EscolaresLos jardines de la Taconera, Las murallas de Pamplona, La Ciudadela y la Vuelta del Castillo, El siglo de las luces llega a Pamplona, El gótico en Pamplona.